Inicio Noticias de la Vera Diputación de Cáceres muestra el trabajo de los restauradores de documentos para...

Diputación de Cáceres muestra el trabajo de los restauradores de documentos para dar “nueva vida a lo que está a punto de desaparecer”

Como el ave Fénix” es la nueva exposición del programa “Hablan nuestros documentos”, que se inauguró este jueves en Pintores 10 con restauraciones como la de una edición de Platero y yo, 1914, o de los libros de registro de la Casa de Cuna o del Hospital de Santa María de Plasencia.

06/05/2021, Cáceres.- “La restauración de un documento supone restituir mediante una serie de procesos las cualidades originales perdidas. Este es el fin de la restauración: darle una nueva vida a lo que está a punto de desaparecer, hacerlo resurgir como el ave Fénix”. Así se presentó la undécima edición del programa “Hablan nuestros documentos”, con el que la Diputación de Cáceres quiere poner en valor el trabajo y el papel que juega para conservar la memoria de la provincia, el archivo y la biblioteca provincial.

Desde el jueves, 6 de mayo, y hasta finales de mes, el vestíbulo Pintores 10, de Cáceres, acoge la exposición titulada “Como el ave Fénix”, en la que se muestran ejemplos del trabajo de restauración que lleva a cabo la Diputación de Cáceres para salvar documentos únicos del paso del tiempo o de peligros ambientales y accidentes fortuitos.

Así, la institución provincial, a través de su departamento de Archivo y Biblioteca, ha restaurado 28 documentos y libros con un periodo cronológico comprendido entre los años 1568 y 1935. Entre los documentos restaurados, y que se pueden contemplar en esta muestra, se encuentra un breve del Papa Urbano VIII con el que se impide prestar ornamentos o alhajas de las sacristías (1568) o remisorios del Tribunal de la Rota relativos al acompañamiento del Obispo de Plasencia (1617), escritas en latín sobre pergamino vitela que tenían restos de suciedad y deshidratación.

También se puede ver la importante labor realizada sobre 15 libros registro de entradas de expósitos en la Casa Cuna (1713-1925), encuadernados en pergamino que presentaban una gran deformación al haberse curvado sus hojas. Las tareas de restauración y conservación sobre el conjunto de libros ha permitido devolverles su forma y estado original.

Destaca también la actuación sobre una primera edición de 1914 de “Platero y yo”, de Juan Ramón Jiménez, que presentaba deterioros en el lomo y en la cubierta, con lo que se ha consolidado la encuadernación y devuelto su apariencia original.

Otra intervención ha sido la realizada sobre el pequeño libro de una edición francesa de “El asno de oro”, de Apuleyo, que mostraba importantes pérdidas de soporte en su cubierta.

Además, se puede ver el trabajo realizado sobre un conjunto de presupuestos y cuentas, sobre las actas de sesiones de la Comisión Provincial de 1934-1935 o sobre los dos libros del Hospital de Santa María de Plasencia de cuentas y de entrada en la botica (1805-1842).

Labor de restauración

La labor de restauración ha durado 6 meses, durante los cuales se han seguido, tanto en los criterios de intervención en las obras como en los tratamientos y productos utilizados en la intervención, los requisitos exigidos en materia de conservación y restauración dictados por organismos internacionales, como reversibilidad, estabilidad y durabilidad.

Así, con motivo de esta intervención, la Diputación de Cáceres, ha apuntado el diputado de Cultura y Deportes, Fernando Grande Cano, quiere dar a conocer el rico patrimonio documental restaurado, exhibiendo estos documentos en la edición número 11 de “Hablan nuestros documentos”, junto a fotografías del antes y del después, de modo que la ciudadanía pueda comprender y conocer los procesos que conllevan estos trabajos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escriba su comentario!
Por favor escriba su nombre aquí